Pensar

Que mi mente repetía poemas, palabras y canciones. Y mi cuerpo estaba en esta cama-camilla-reposacuerpos-atrapaalmas.

Que nunca supe como eran la cosas. Si estaban bien o si estaban mal. Que siempre fui un ser de respiración y observación, un ser subjetivo del sí y el no. Un soplido de viento, una pestaña cayendo.

10

39 veces visto

Deja una respuesta